GuidePedia

0
Proeza legendaria. Guaraní empató 0-0 ante Racing este jueves en el Cilindro de Avellaneda y logró la histórica clasificación a las semifinales de la Copa Libertadores de América.

D10 - Guaraní se plantó en el imponente Cilindro de Avellaneda y empató 0-0 ante Racing, logrando una histórica clasificación, tras 49 años, a semifinales de la Copa Libertadores. El Aborigen tuvo como figura a Alfredo Aguilar y, si bien desperdició un penal, aguantó y logró la monumental hazaña. El Cacique ahora enfrentará a River Plate.

El Aborigen se plantó y, si bien desperdició un penal sobre el final de la primera etapa, supo aguantar el marcador y logró la grandiosa hazaña luego de 49 años, ya que en 1966, aunque con otro formato, había alcanzado las semis.

Alfredo Aguilar fue la gran figura del Aborigen, que ahora enfrentará a River Plate. Los partidos se disputarán luego de la Copa América, la ida en el Monumental de Núñez y la vuelta en el Defensores del Chaco.

EL PARTIDO. Guaraní hizo un buen primer tiempo en Avellaneda, plantándose bien atrás y aguantando las escasas llegadas del rival, pero sobre el final de la etapa desperdició la posibilidad de 'matarlo' definitivamente a Racing.

El equipo aurinegro empezó bien, controlando la pelota, haciéndola rodar y poniendo nervioso a un equipo argentino que careció de profundidad en los primeros minutos.

La primera clara del encuentro llegó a los 8', cuando Gustavo Bou se metió al área por la izquierda y sacó un disparo por bajo que tapó con lo justo Alfredo Aguilar, para evitar el primer grito de gol en el Cilindro.

Al conjunto de Diego Cocca le costó penetrar la defensa legendaria y comenzó a probar de media distancia: Diego Milito, a los 30', y Luciano Aued, a los 33', probaron desde fuera del área, pero se encontraron con un Aguilar muy seguro que evitó que la pelota ingrese al arco.

Cuando se iba la primera mitad, el Aborigen tuvo su gran chance para sentenciar la historia: a los 44', tras un pase corto de Leandro Grimi a Sebastián Saja, Marcelo Palau presionó y provocó que el arquero le cometa infracción cuando se dirigía para anotar el gol. Penal y tarjeta roja para Saja.

Era la gran chance para el Legendario. Julián Benítez le pidió la pelota al capitán Julio César Cáceres y se encargó de la ejecución, pero su disparo fue tapado espectacularmente por el portero Nelson Ibáñez, que había ingresado segundos antes por la expulsión de Saja. La primera mitad se fue con el 0-0.

En la etapa complementaria, Racing, motivado por el penal tapado al final de la primera etapa, entró con todo y acorraló a un Guaraní que no podía salir del fondo. Alfredo Aguilar fue la gran figura aborigen en los primeros minutos del complemento.

Gustavo Bou y Diego Milito probaron de media distancia, pero se volvieron a encontrar con el enorme Aguilar, que tapó todo. Fernando Jubero metió en cancha a Ramón Darío Ocampo para apostar a la velocidad en una contra.

Los minutos pasaban y Racing no podía ante un Aborigen que se agigantaba cada vez más y comenzaba a controlar la pelota.


Finalmente, el Legendario lo aguantó y el partido se fue con el 0-0. Histórica clasificación legendaria a semifinales de la Copa Libertadores. Ahora, el equipo de Jubero deberá enfrentar a River Plate, primero en Argentina y la vuelta en Asunción, todo esto después de la Copa América, allá por la quincena de julio.

Publicar un comentario

 
Top