GuidePedia

0
César Martínez Barrios, director del Hospital Distrital de San Ignacio en el departamento de Misiones, negó este jueves a través de un extenso comunicado que en dicho nosocomio se haya cometido algún tipo de negligencia o maltrato.

Graviel Benítez

UH - Parte de la misiva habla de que la comunidad médica y todo el personal del Hospital Distrital de San Ignacio se encuentran indignados y dolidos ante las desacertadas declaraciones realizadas en varios medios por el familiar de una paciente asegurada del Instituto de Previsión Social (IPS) que fue atendida durante el último fin de semana en San Ignacio.

El director asegura que la paciente fue atendida correcta y oportunamente por los profesionales. La misma fue internada para su control, como el caso requería, siendo sometida a cirugía en tiempo y forma, como ameritaba el cuadro clínico que presentaba, aseguró.

"No entendemos qué razones motivaron a esta persona a hacer declaraciones de esta naturaleza, totalmente desatinadas, incoherentes, hirientes y que faltan totalmente a la verdad", expresó el galeno.

En el comunicado señala que "es natural que se encuentren varios pacientes y familiares en una misma sala, el trabajo de limpieza es incesante e incansable y es prácticamente imposible mantener impecablemente limpio ante semejante circulación de personas".
El director reconoció que hacen falta más pediatras en dicho centro asistencial, donde diariamente llegan pacientes de distintos puntos, no solo de Misiones, sino también de Ñeembucú e incluso parte de Itapúa.

"La verdad que nos faltan más vínculos de pediatras y así contar con dicha especialidad los siete días de la semana durante las 24 horas y estamos aguardando la respuesta del señor ministro a nuestro pedido, que esperemos nos concedan en la brevedad posible", remató Martínez.

Datos proveídos por la institución indican que solo en el área de urgencias son atendidos más de 3.000 pacientes mensualmente.


La denuncia

Nidia Genes había denunciado este miércoles que su hermana llegó al hospital de la ciudad el fin de semana último para tener a su bebé. Sostuvo que tuvieron que aguantar maltratos, falta de profesionales y hasta un ambiente sucio.

Por todo lo que pasaron y en las condiciones que fueron atendidos, la bebé recién nacida tuvo que ser derivada hasta la capital del país, donde fue ingresada en el Hospital Central del Instituto de Previsión Social para que tuviera la atención adecuada, indicaron.


Según los médicos del IPS que atendieron a la beba, la pequeña llegó con infección, por lo que no descartan que se haya tratado de una negligencia médica.

Publicar un comentario

 
Top