GuidePedia

0
El Ejecutivo aprobó ayer el monto propuesto por el Congreso, para asistencia a cuatro distritos del Departamento de Misiones, sumamente afectados por las inundaciones. La agricultura y la ganadería están muy dañadas.

El presidente de la República firmó ayer el documento, por el que se asistirá con G. 10.000 millones a los pobladores de cuatro de los distritos más golpeados del Departamento de Misiones.
                        
"El presidente firmó el decreto ley que reglamenta la distribución de recursos por emergencia en la mañana de este martes, el tiempo para el desembolso es lo que queremos que sea en la brevedad", dijo Michel Flores, presidente de la Aimi (Asociación de Intendentes de Misiones) e intendente de Villa Florida, uno de los municipios afectados por las inundaciones, al tiempo de precisar "nuestras necesidades son urgentes, los recursos van a venir a los municipios y van a ser ejecutados por los intendentes".

Destino. Los jefes comunales tienen muy claro el destino de estos recursos, "los invertiremos en arreglo de camino, proyectos productivos, puentes y cuestiones sociales que cada intendente conoce mejor que nadie en sus zonas", agregó Flores.

El Congreso Nacional hace un mes aprobó el proyecto de ley que modifica el Presupuesto General de la Nación del 2017, para destinar recursos a las familias damnificadas a causa de la lluvia en Misiones. La modificación afecta a la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) y al Ministerio de Defensa. En cuanto a la distribución del dinero, Ayolas y San Ignacio recibirán G. 3.000 millones cada una, mientras que a Yabebyry se destinarán G. 2.500 millones y a Villa Florida, G. 1.500 millones.

Recordemos que solo en Yabebyry hay más de 800 familias afectadas por las lluvias, a las que se suman cientos de familias de otros municipios.

La agricultura y la ganadería también están duramente golpeadas, así como los caminos.

Docentes piden sucursal de BNF

En Yabebyry la falta de caminos también afecta la economía del sector docente, que debe trasladarse hasta Ayolas o San Ignacio para cobrar sus haberes y por ende pagar sus deudas; sin embargo, por las inundaciones y el mal estado de los caminos no lo han podido hacer, y los intereses de sus deudas aumentaron mucho. "Nuestro sueldo nos depositan a tiempo, pero no podemos acceder rápido a nuestro dinero", manifestó la docente María Celsa Lugo.

"Nuestra situación es muy difícil, la mayoría nos manejamos en moto y nos trancamos igual, entonces tenemos que ir a pie a nuestras instituciones, si se puede andamos con bota de lluvia y en los lugares donde el nivel de agua es más alto nos tenemos que sacar y llegamos descalzos a nuestra institución, nuestros pobres alumnos también pasan por la misma situación, solo asisten el 50% de los estudiantes debido a esto", expresó María América de Fernández, docente del asentamiento Misiones Poty.

"Por la falta de camino tenemos que pagar 20.000 guaraníes para pasar nuestra moto en la canoa, después tenemos que cargar combustible, todo suma, recibimos el mismo salario que otros colegas que no pasan por este problema, no tenemos ningún plus quienes trabajamos por estas zonas complicadas", agregó.


Fuente: ÚH

Publicar un comentario

 
Top