GuidePedia

0


Una multitudinaria marcha por la paz y para clamar la liberación de los secuestrados, protagonizaron ayer en Santa Rosa del Aguaray (San Pedro) colonos menonitas, familiares de los cautivos y las fuerzas vivas del distrito. Expresaron su “total desilusión” hacia el Gobierno y creen que este no tiene voluntad para acabar con la violencia en la región.

La convocatoria de la manifestación pacífica fue realizada por las fuerzas vivas de Santa Rosa del Aguaray, juntamente con los colonos menonitas, y tuvo el acompañamiento de todos los sectores sociales. Según los organizadores, unas 15.000 personas marcharon en el histórico evento por la paz y la libertad de los secuestrados: Edelio Morínigo, Abrahán Fehr, Félix Urbieta, Franz Hiebert y Bernhard Blatz.

Por primera vez, los menonitas salieron de sus comunidades a manifestarse, hartos de tanta inseguridad que les impide trabajar con normalidad en sus campos en el país. “Salimos por dos motivos: porque es pacífica (la marcha) y (es) por una causa justa, la liberación de los secuestrados”, dijo Cornelio Froessen, vocero de los colonos.

Estos partieron en caravana desde sus poblados y luego se unieron a los miles de personas, familias enteras, que se aglutinaron en la iglesia de Santa Rosa del Aguaray. De allí marcharon con vestimentas blancas, globos, banderas y pancartas alusivas a los reclamos, para finalmente concentrarse en la plaza ubicada frente a la terminal de ómnibus para el acto central.

Ya en uso de palabra, Abrahán Fehr, padre del secuestrado del mismo nombre, agradeció el apoyo ciudadano y de su familia “en el largo y difícil” tiempo que viven esperando la vuelta del hijo plagiado hace hoy 782 días. “No perdemos la esperanza de tener a mi hijo de vuelta en su casa para compartir con su familia y especialmente con sus hijos que le extrañan mucho”, expresó. Destacó que son gente “de bien y de trabajo” y que ni siquiera hacen distinción con los paraguayos porque “trabajamos juntos, hombro a hombro y de sol a sol”.

Luego, criticó al Gobierno y manifestó su “total desilusión” por la falta de resultados en la búsqueda de su hijo. “No se nota la voluntad de los gobernantes en solucionar esta situación de miedo y violencia, sus trabajos no tienen resultados, mientras el sufrimiento se hace mayor y las ganas de trabajar ya se debilitan, hasta nuestras esperanzas ya se terminan a dos años del secuestro de mi hijo y nunca he recibido un resultado, noticia, prueba o algo que pueda hacernos creer que continúa vivo”, señaló.

Se sucedieron varios oradores. La mayoría en tono crítico y exigiendo mayores resultados en el combate a los grupos criminales.

Exsecuestrado también marchó

El ganadero Fidel Zavala, víctima de secuestro cometido por el grupo terrorista EPP, estuvo ayer en la movilización por la paz en el norte. Señaló que estar privado de la libertad es una gran frustración para la víctima y para los familiares. “Es un gran dolor por el que pasan las familias. Hay que ponerse en el lugar de ellos. Siempre digo que nunca vamos a tener un Paraguay diferente con gente indiferente”. Pidió a la gente de todo el país manifestarse por la causa “y que el Gobierno entienda que esto debe ser prioridad”.


Fuente: ABC Color

Publicar un comentario

 
Top